Main menu

The latest patent for the 'impossible' EM Drive has just been made public - and it’s wild

It’s been a big year for the 'impossible' EM Drive - a new kind of rocket engine that appears to generate thrust without any kind of exhaust or propellant. Back in May, NASA researchers reported a successful 10-week trial of their EM Drive prototype, and inventor Guido Fetta just got approval to test his own version in space.

Now, the UK Intellectual Property Office has released the latest patent application from British EM Drive inventor Roger Shawyer, and he says millions of pounds rest on the success of design within.

"The patent process is a very significant process, it's not like an academic peer review where everyone hides behind an anonymous review, it's all out in the open," Shawyer told Mary-Ann Russon at the International Business Times.

"This is a proper, professional way of establishing prior ownership done by professionals in the patent office, and in order to publish my patent application, they had to first carry out a thorough examination of the physics in order to establish that the invention does not contravene the laws of physics."

For the uninitiated, the EM Drive was first invented by Shawyer back in 1999, and despite experimental evidence suggesting that such an engine could work, it’s been courting controversy ever since.

Why? Well, it just so happens to violate one of the most fundamental laws of physics we have: Newton's Third Law, which states, "To each action there's an equal and opposite reaction."

In its most basic form, the EM Drive uses electromagnetic waves as 'fuel', creating thrust by bouncing microwave photons back and forth inside a cone-shaped closed metal cavity. This causes the 'pointy end' of the EM Drive to accelerate in the opposite direction that the photons are pushing.

But there's the problem - "an equal and opposite reaction" means something needs to be pushed out the back of propulsion system in order for it to move forwards, and the EM Drive doesn't have an exhaust.

Newton's Third Law states that without an exhaust, you can't produce thrust, but experiments from NASA and a number of other research teams from around the world have shown that not only can the EM Drive produce thrust - it can theoretically produce enough to power an entire spacecraft.

If we can power spacecraft with such an engine, it could replace the incredibly expensive and heavy rocket fuel that’s been a major hurdle in getting us much of anywhere in the Solar System. 

As Harold (Sonny) White, leader of the research group over at NASA's Eaglework Laboratories, says, a crewed mission to Mars in an EM Drive-powered spacecraft could arrive at Mars in a mind-boggling 70 days. That’s less than half the timeNASA has estimated it will take using current technology.

Since Shawyer proposed such a device almost two decades ago, he’s been busy trying to beat everyone else to the punch, applying for patent after patent with every tweak he makes.

His latest patent has just been made public, and describes a new thruster design that features a single flat superconducting plate on one end, with a uniquely shaped, non-conducting plate on the other. 

He says this is necessary to minimise the internal Doppler shift - a change in frequency or wavelength of a wave for an observer moving relative to its source - and also keep manufacturing costs down.

"This is pretty significant, because it enables you to easily manufacture these things, and we want to produce thousands of them," he told Russon at the International Business Times. "The patent makes the construction of a viable superconducting thruster easier, and it will produce a lot of thrust."

You can access the patent here, but here’s a taste of the contents, with a rundown of just one component - the control circuit:

According to Russon, Shawyer is working with an unnamed UK aerospace company to develop his second generation EM Drive, which he says will produce thrust many orders of magnitude greater than that observed by NASA’s Eagleworks team or any other laboratory.

 

We’ll have to wait and see once he gets his invention out of the lab and into space, like this entrepreneur is planning to do in the coming months.

And in the meantime, we’ve got a milestone paper coming up, because the American Institute of Aeronautics and Astronautics (AIAA) has finally confirmedthat a paper by the Eagleworks team has been peer-reviewed and accepted for publication in December. 

We can't wait to see what the critics will do with that.

Zygmunt Bauman: “Hay que desligar el empleo de la supervivencia”

Zygmunt Baumannunca, el nonagenario sociólogo polaco que desde hace décadas –desde que sufrió la persecución antisemita del gobierno comunista de su Polonia natal– vive en el Reino Unido, muestra una vitalidad inagotable convertido en lo más cercano a una estrella del rock del pensamiento contemporáneo. Con nueve décadas a las espaldas, Bauman da conferencias por todo el mundo y hoy y mañana está enBarcelonapara presentar esta vez no un libro sino un documental:In the same boat(En el mismo barco), un filme del italiano Rudy Gnutti que reúne a grandes nombres de la política y el pensamiento actuales. Junto a Bauman intervienen en él desde José Mújica, ex presidente de Uruguay, a Erik Brynjolfsson, del MIT, o Serge Latocuhe, teórico del decrecimiento, para hablar de la sociedad que se nos viene encima debido al fin del trabajo, a la falta de empleo para todos en una época de computarización acelerada. Bauman, creador de la popular metáfora de la actual sociedad líquida –una sociedad en la que los valores sólidos de la primera modernidad, la religión, la familia, una pareja o un trabajo para toda la vida, se han desintegrado–, ha intervenido hoy ante la prensa explicando que el mayor peligro del mundo hoy, de entre los muchos que nos llevan a la destrucción, es que seguimos abordando los problemas globales desde instancias locales incapaces de afrontarlos. Y ha dicho que necesariamente habrá que desligar empleo de supervivencia en una sociedad donde no hay ni habrá suficiente trabajo para todos. Cada vez menos. Este miércoles presentará junto a Gnutti el documental -producido por Pere Portabella- en el Auditori del Macba (19 horas; la charla, a partir del as 20.30 horas, se puede ver en streaming).

Bauman, que hace escasas fechas publicó en España el ensayoEstado de crisis(Paidós), en el que aborda muchas de las ideas deIn the same boat, ha explicado a la prensa barcelonesa que por primera vez en la historia la idea de la humanidad es real, pero que hacen falta los remos y motores para llevar el bote en la dirección correcta. Para lo cuál hay que revisar los fundamentos de nuestra sociedad, enfrentada a problemas ecológicos, económicos y sociales. De modelo. “Este documental es una afirmación poderosa de que estamos todos en el mismo barco, interconectados, interdependientes, de que lo que incumbe a Barcelona también le incumbe a Nueva York y Bangladesh. Pero sobre todo es una afirmación de lo que nos va a suceder a todos nosotros, ciudadanos del mismo barco, si remamos en la misma dirección que hasta ahora. No es una profecía, no tengo la calificación de profeta, es la conclusión de mirar muy de cerca cómo vivimos hoy. Y no es una profecía porque aún tenemos elección, pero si seguimos así llegado un punto podemos acabar destruyéndonos. No sé cuánto hace que leen ustedes la Biblia o si la han leído nunca, pero en ella están los profetas hebreos, gente muy interesante. No son profesores de universidad que diseñan predicciones para ser confirmadas para su mayor gloria. ¡Qué listos son! Por el contrario, querían que sus profecías fallaran, fueran negadas, intentaban preocupar a la gente, y es lo que Gnutti hace en este documental. No es una profecía sino un aviso”.

“En la base de los problemas de hoy es que somos interdependientes pero hoy todas las instituciones de acción colectiva fueron hechas por nuestros ancestros para servir a la tarea de ser independientes, son ineptos para condiciones de interdependencia. Hoy los problemas más importantes superan el marco de los Estados y las decisiones que se toman no pueden enfrentar su gravedad. Esto es lo más peligroso. O intentamos adecuar nuestra política, local, con los problemas, globales, o no podremos actuar con éxito”, subraya. Además, dice, “no quiero espantar a nadie pero el mundo está cambiando de cara”. “Antes los medios de subsistencia estaban ligados a tener un empleo. De hecho hace 30 o 40 años en los países llamados desarrollados se prometía el empleo total. La palabra ‘desempleado’ subrayaba que eso estaba fuera de la norma, que la norma era el empleo. El desempleo era anormal. Hoy en los países anglosajones ya se utiliza la palabra ‘redundant’, redundante, para hablar de los desempleados. La palabra ya no precisa que la norma sea el empleo, sino que es un veredicto en el mercado laboral, de que es gente inútil, un problema de ley y orden más que un problema social”, subraya, para remarcar que hoy las finanzas se mueven libremente por el mundo pero los trabajadores no. “Los que tiene el capital son sabios, están orientados al beneficio, y piensan que si en África pueden encontrar a alguien que trabaje por un dólar al día por qué deberían pagar más a los mimados occidentales”.

A lo que se añade, concluye, un último factor para el futuro del trabajo: la computarización de todo. “Las habilidades de muchos trabajadores manuales han sido transferidas a ordenadores y estos hechos redundantes. Si no se ha extendido más es porque hay países pobres donde el trabajo es aún más barato que fabricar el producto sólo con máquinas. Cuando sea más caro, la computarización del trabajo será completada. También la del trabajo intelectual, la de periodistas o profesores universitarios. Seguro que hay gente en Silicon Valley, en las grandes corporaciones, trabajando en eso ya. Saben cómo hacerlo. Así que estamos a punto de conocer un mundo nuevo y la única posibilidad que nos queda en él es cortar la conexión entre empleo y medios de subsistencia. Que el ingreso de toda la sociedad se divida para que todos sean mantenidos con vida, que los medios de subsistencia sean independientes de la compañía para la que trabajas. Que conste que la robotización del trabajo duro es una bendición. Es algo con lo que soñamos. Y es un bonito sueño aún. Pero hay que hacer algo con los actuales mecanismos de la sociedad para hacerlo vivible”.

Por JUSTO BARRANCO 16/02/2016

Fuente: http://www.lavanguardia.com/cultura/20160216/302211659733/zygmunt-bauman-empleo-supervivencia.html

La incertidumbre del universo cuántico

La escala más pequeña del universo --la que se rige por las leyes de la física cuántica-- parece un desafío al sentido común. Los objetos subatómicos pueden estar en más de un sitio a la vez, dos partículas en extremos opuestos de una galaxia pueden compartir información instantáneamente, y el mero hecho de observar un fenómeno cuántico puede modificarlo radicalmente.

Fuente: Redes, capítulo 94.

 

Dualidad onda-partícula

Breve video explicativo sobre la dualidad onda-partícula. Es como pueden comprobar muy simple y fácil de entender. A partir de ahí el trabajo de investigación está en su mano.